Test con Arri Alexa Plus. Recién salida de la caja, la idea era probar que tan fácil era grabar con ella y posteriormente editar el material. La verdad es que el slogan lo resume todo : shoot > edit.

En ningún caso la meta era obtener imagenes hermosas. Pero creo que es en estas condiciones cuando realmente brilla (o no lo hace) una cierta cámara.

Todo fue con luz natural y un solo operador, su humilde narrador.

Utilice un fotómetro Sekonic y la cámara la mantuve en 400 ASA.

El peso es muy similar al de una Moviecam SL. La cámara es cómoda de usar. El consumo de baterías es alto.

El visor electrónico es muy bueno sin embargo el óptico sigue siendo infinitamente superior. La facilidad para descernir foco con un visor óptico es algo que la electrónica aun no puede emular.

La latitud de la cámara es impresionante. Hay tomas interiores (sin ningún tipo de luz excepto la natural) donde se puede leer tanto los rostros así como también el horizonte. Realmente impresionante.

El colorido sigo pensando que es una tarea pendiente del digital. La sensación inerte tan clásica de la imagen digital no es la excepción aquí. A diferencia del 35mm, el cuadro no salta a la vista, como si estuviera vivo.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…