SINOPSIS

Navazonia, alquimistas y chamanes.

Hay muchas personas que luchan por mantener vivo el legado de su tierra. Algunas, trabajan para proteger la salud de sus gentes o su riqueza cultural en términos globales. Otras, en cambio, se remangan y comprometen lo mejor de sí mismos en esa ayuda, cuerpo a cuerpo, viajando al terreno para ofrecer sus servicios a los que más lo necesitan.

Esta es la historia de Diego Arregui. Que cada año viaja hasta el corazón de la selva brasileña para aprender de sus hombres sabios, conservar e investigar sus plantas medicinales, curar a sus gentes y, después, enseñar lo aprendido en su Navarra natal. La historia de un hombre y su familia entregados al poder de las plantas y su herencia cultural, la historia de una amistad entre un doctor navarro y un hombre-medicina de la Amazonia, la historia de una alianza para traer a nuestro mundo el grito desesperado de la tierra. Y, quién sabe, también viejas fórmulas capaces de tratar nuestras enfermedades, hoy intratables para la medicina contemporánea.

Nacido junto a la vieja ruta de los alquimistas europeos, el Camino de Santiago, a los catorce años el doctor Arregui ya conocía las plantas medicinales de su entorno. De sus mayores aprendió a usarlas, a curar con ellas, a descifrar sus secretos. Hasta que un día sintió esa llamada de la selva para ir más allá, para ampliar su horizonte, su sabiduría arcaica, su visión casi espiritual del antiguo mundo de los yerberos y chamanes amazónicos.

Hace unos años, Arregui contactó con un chamán de la tribu de los Katukina que le inició en este conocimiento y recibió a su vez ayuda para tratar otras enfermedades, como gripe y hepatitis, llevadas por los occidentales y para las que los indios no tienen cura. Consciente de la agresión que recibe la selva y sus gentes, Diego ha comprado tierra en la Amazonía como zona de preservación y ha creado un centro de salud primaria donde cultivar, conservar e investigar las plantas medicinales casi olvidadas. Allí atiende de forma gratuita a centenares de personas que ya le consideran como un "hombre-medicina" blanco.

Ahora, en la villa de Puente la Reina - Gares, Diego aplica lo aprendido a sus pacientes, enseña su saber a muchos discípulos y trabaja para que el lugar donde nació proteja su cultura ancestral, sus plantas medicinales y, por fin, escuche el grito de la Tierra. Diego jamás está solo; su familia le acompaña en cada viaje y aprende con él, al igual que le acompaña el legado de sus ancestros.

Este es el apasionante relato del intercambio, rescate y reconocimiento entre dos mundos, dos sabios y dos formas de ver la vida a través del universo vegetal del bosque más grande del mundo.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…