diariodelanzarote.com/2012/02/25/lanzarote02.htm

Unas 300 personas se han concentrado el sábado al mediodía frente a la sede de la Delegación del Gobierno en Arrecife para mostrar su negativa a la autorización del Gobierno a Repsol para que haga prospecciones petrolíferas en aguas cercanas a Lanzarote y Fuerteventura. La concentración, convocada por las redes sociales y que se había comunicado a la Dirección insular del Gobierno, ha transcurrido con normalidad y sin presencia policial.

Saúl García (ACN)
[Sábado, 25 de febrero de 2012] [17.30]

El periodista Jaime Puig leyó un manifiesto que comenzaba destacando que “el mayor reto que afronta la humanidad es el derivado de las consecuencias del cambio climático” y que “la utilización masiva de combustibles fósiles producto de la industrialización, el transporte y, en general, del actual modo de vida, es una de las máximas responsables del calentamiento global”.

“Canarias —señaló— tiene la obligación de reducir su impacto sobre el clima por responsabilidad global pero, también, por pura supervivencia. La principal riqueza del archipiélago, su biodiversidad y sus paisajes, especialmente las costas, se revelan como extremadamente vulnerables ante el cambio climático, porque nos hallamos ante una manera de producir energía que tiene fecha de caducidad, no puede entenderse el empeño de algunos en autorizar una actividad que pone en riesgo a Canarias y, particularmente, a Lanzarote y Fuerteventura”.

Puso de manifiesto los riesgos de la extracción de petróleo y recordó las experiencias del Prestige y del Golfo de México y señaló también que “la tecnología para combatir los accidentes, sin embargo, no existe y hay que inventarla en cada caso y la posibilidad de un accidente es real, mientras que la manera de contener los vertidos es una incógnita”.

“Ese escenario —dijo —de riesgos públicos viene acompañado tan solo de beneficios privados, las prospecciones petrolíferas no van a crear puestos de trabajo, no van a generar actividades complementarias y no van a provocar consumo local; no sólo no suponen riqueza sino que se pone en riesgo la calidad de nuestras playas, la propia potabilización del agua y la biodiversidad y como consecuencia, se pone en riesgo nuestra principal industria: el turismo.”

“Por nuestro compromiso con la sostenibilidad del planeta, por la defensa de nuestra biodiversidad y nuestra industria turística nos oponemos a la concesión de permisos a Repsol para realizar prospecciones en las costas de Lanzarote y Fuerteventura”.

Al manifiesto se habían sumado previamente CC y PSOE como organizaciones políticas, así como UGT y CC.OO, muchos de cuyos miembros estuvieron presentes en la concentración. Al finalizar tomaron la palabra varios ciudadanos a título particular así como algunos representantes de colectivos o partidos, como Alternativa Ciudadana, Tiemar, Mararía, ‘Canarias dice no a las petroleras' y Cáritas.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…