Después de la Marcha pacífica exigiendo Seguridad en la Plaza de Mayo, espontáneamente la gente se dirigió a reclamar al Obelisco, a los Tribunales y al Congreso, donde entre otros estaba Alfredo de Angelis.
La policía, sorprendida, estaban muy nerviosos.
Se estaba votando el adelantamiento de las elecciones para favorecer al oficialimo, quien ya tiene media sansión para adelantarlas.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…