Ejemplo de un postproceso fotográfico, en el que podemos ver como pasamos de no tener datos en una zona de la toma (zonas oscuras) a poder compensar esa falta de información con el uso de las capas, consiguiendo un equilibrio tonal, para acercarnos más a lo que nuestros ojos vieron en el momento y poder mostrar la realidad de una mejor forma.
Está claro que el gusto fotográfico para el posterior retoque es subjetivo y depende de cada uno, pero esto no es más que el ejemplo de lo que podemos llegar a hacer.
Con práctica suficiente, podremos optar por usar un tipo de retoque u otro (contrastes más o menos acentuados, tonos más o menos cálidos, más o menos ruido...)
Espero que os guste.

Música: Fela Kuti - Zombie.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…