En Moynaq, Uzbekistán, tocamos la catástrofe del Mar de Aral con la palma de las manos. Esta ciudad fue un importante puerto... hasta que el Mar se secó y convirtió todo en un desierto. Bajamos a un cementerio de barcos y grabamos todo lo que allí había. Más viajes en elrincondesele.com

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…