Taju llegó a Addis Abeba en autobús y desde allí fue a Dire Dawa, en el este de Etiopía, donde le esperaban los traficantes.

Tras días de tortura, fue liberado sin pagar. Consiguió llegar a Arabia Saudí pero fue capturado por soldados saudís y abandonado en el desierto.

Finalmente llegó a Saná donde vivió durante un mes a las puertas del centro de detención para migrantes. Ahora está dentro del centro, esperando ser repatriado pronto a Etiopía.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…