El desorden de pánico genera despersonalización. Esto es una sensación de lograr verse como un todo sólo desde afuera, como si ya no fuéramos. Nos sentimos rotos, en partes, destrozados. Y cada uno de esos trozos parece cobrar vida propia. No los manejamos, pero los sentimos, dolorosamente. Los sufrimos.

La danza es un lugar donde nos sentimos todo, y más. Las emociones, el cuerpo, todo junto tirando hacia el mismo lado, moviéndose. Y en el movimiento también nos destrozamos, pero de manera consciente y deliberada, manejando cada una de esas partes. Nos volvemos más nosotros que nunca, y lo vemos bien de adentro.

"No estoy interesada en cómo la gente se mueve, sino en qué los mueve."
Pina Bausch

Especial y fuerte agradecimiento a Pepe Peralta, quien filmó y realizó la fotografía de este video, además de ser como un guía espiritual durante todo el proceso del proyecto.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…