En 2033, el escenario geopolítico global será radicalmente distinto al actual. Las potencias occidentales habrán perdido peso en favor de nuevos bloques regionales -de carácter económico y político-, que competirán entre sí y que tenderán a proteger sus propios mercados e impulsar, al tiempo, flujos de inversión directa. Más información: pwc.re/127fs

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…