El viaje del industrial Gabriel Ávila a la finca Visitación el día de su cumpleaños, en compañía de su amigo Jorge Mario Rubio, es la antesala de un viaje al infierno pues en la finca arrocera, y después de varios intentos fallidos, guerrilleros infiltrados como trabajadores de la finca, se los llevan secuestrados.

Gabriel y Jorge Mario son llevados deliberadamente a la Zona de Distensión, desmilitarizada por el Gobierno con el propósito de adelantar diálogos de paz con la guerrilla.

En el camino, el guerrillero alias Wilmer establece que el sujeto detenido con Gabriel es un político. Celebra la suerte, en vez de una presa, tiene dos.

En Bogotá, la familia de Gabriel comienza una tarea titánica para traer de regreso a los plagiados. La reacción inmediata es liderada por el capitán de inteligencia Esteban Ávila, quien pese a todos sus esfuerzos, no logra impedir el secuestro de su hermano pues no puede incursionar, bajo ningún pretexto, en la zona vedada por el Gobierno. Sin embargo es partidario del rescate y no admite la decisión de Andrea, esposa de Gabriel, de buscar pagarles a los guerrilleros por la liberación de su marido. Las dos posiciones polarizan completamente a la familia.

Bien pronto Gabriel diseña el plan de convertirse en peluquero para estar cerca de los comandantes del frente guerrillero y se proclamará El Estilista, dispuesto a rapar, hacer cortes especiales, flequillo, el corte de moda, el corte “Humberto” o el que cubre las heridas faciales sufridas en combate. El Estilista es una estrategia bien meditada de cómo instalarse alrededor de los círculos de poder, a fin de escuchar las conversaciones de los comandantes y obtener información. Convertido en peluquero Estilista, Gabriel va identificando en qué lugar del planeta está confinado, deduce qué tan lejos está de su casa, descubre cómo lograr hacer contacto con su hermano Esteban y con esto abre una ventana a la libertad.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…