El 17 de diciembre saltaba discretamente a las páginas de algunos periódicos la noticia de que un joven informático en paro, Mohamed Bouzizi, que vendía fruta en un puesto ambulante, decidía prenderse fuego ante las autoridades de una pequeña localidad de Túnez.

Loading more stuff…

Hmm…it looks like things are taking a while to load. Try again?

Loading videos…